Compartiendo una agradable comida con el campeón olímpico Saúl Craviotto. Admirable capacidad de esfuerzo, ilusión y trabajo juntos.